Las compensaciones por los desastres del 11 de marzo en Japón

22:40 Debitto Lozano 0 Comentarios

Comentario de NHK Español:

El lunes se celebró una reunión de un grupo del Gobierno japonés creado para formular las directrices sobre compensaciones relativas al accidente ocurrido en la central nuclear Fukushima Uno por parte de la Compañía de Electricidad de Tokio. El grupo empezó las discusiones para establecer hasta qué punto esas indemnizaciones deben cubrir los daños económicos causados por los rumores y el sufrimiento psicológico de los evacuados.

En el Comentario de hoy hablamos con el profesor Jun Masuda de la Facultad de Derecho de la Universidad Chuo. Masuda tiene una amplia experiencia en este tema, ya que fue miembro de un grupo dedicado a investigar los daños producidos por un accidente nuclear en Japón hace años. El profesor Masuda nos explica las dificultades que plantea la compensación económica derivada de los daños como consecuencia de rumores.


"Por ejemplo", empieza diciendo el profesor Masuda, "las ventas descienden cuando un artículo se produce en la misma zona donde se generan lecturas que excedan el límite legal, incluso en el caso de que ese artículo no esté contaminado por sustancias radiactivas. Y es que el temor en general por la radiación desencadena este tipo de situaciones".

"Cuando se generan daños derivados de rumores, estos se amplían por el efecto contagio. También afecta al comercio internacional, y el impacto se propaga en muchos aspectos y en múltiples sectores. Los clientes exigen compensación para hacer pruebas de radiación a los productos, y a veces incluso se detiene el comercio. Sin embargo, resulta difícil reconocer la suma total de la compensación. Por eso", continúa diciendo Masuda, "yo creo que hay que marcar una línea en algún lugar para la cadena de relaciones de causa y efecto. Y, al hacerlo, otro asunto que se plantea es hasta qué punto se consigue convencer a todas las partes implicadas".

"El grupo gubernamental que hemos mencionado al principio, también ha discutido las indemnizaciones por daños psicológicos a las personas que tuvieron que abandonar sus hogares. Se decidió que hay diferentes niveles de daño, según los lugares donde se refugiaron los evacuados. A la hora de pagar determinadas sumas de dinero, el grupo ha creado un borrador para dividir los refugios basándose en el nivel de sufrimiento. Este plan señala que los centros de evacuación, como por ejemplo los gimnasios, no ofrecen intimidad como ambiente para vivir y, teniendo en cuenta ese aspecto, el daño psicológico es el máximo que se contempla".

Esta vez el grupo del Gobierno está trabajando para diseñar una norma general. En cuanto a la compensación a particulares, habrá que estudiar los daños según la situación de cada afectado. Se estima que hay un número ingente de personas que ha sufrido pérdidas. Calcular los daños concretos para tanta gente es algo que Japón no ha experimentado jamás y, por lo tanto, el comentarista cree que va a resultar una tarea muy complicada.

Fuente: Japonoticias

0 コメント: