Detectado un nivel de estroncio 130 veces superior a lo normal en Fukushima

1:08 Debitto Lozano 0 Comentarios

Tokio, 9 may (EFE).- La firma Tokyo Electric Power (TEPCO) indicó hoy que ha detectado niveles de estroncio radiactivo 130 veces por encima de lo normal en el suelo de la central de nuclear de Fukushima, informa la cadena NHK.



El estroncio puede provocar cáncer y tiende a depositarse en los huesos una vez que es inhalado.

TEPCO la empresa que opera la planta de Fukushima, detectó 570 bequereles de estroncio-90 por kilo de tierra en muestras tomadas en tres puntos diferentes de las instalaciones la central.

La muestra de tierra se extrajo el 18 de abril a unos 500 metros de los reactores 1 y 2, cuyos sistemas de refrigeración resultaron gravemente dañados por el terremoto y el devastador tsunami del 11 de marzo.

El nivel detectado es unas 130 veces superior a la medición más alta tomada antes del accidente en la planta nuclear.

TEPCO también detectó 4.400 becquerels de estroncio-89 por kilo de tierra en esas mismas muestras.

En el mes de marzo ya se detectó estroncio en la tierra y en plantas en zonas a más de 30 kilómetros de la central nuclear de Fukushima Daiichi.



Según el director del Centro de Análisis Químicos japonés, Yoshihiro Ikeuchi, las personas podrían inhalar estroncio si la sustancia es removida por el viento, aunque las cantidades serían muy limitadas.

Ikeuchi añade que los niveles actuales de estroncio no serán un problema para los técnicos de la central que lleven máscaras, pero que es necesario medir y hacer un seguimiento de los niveles en el aire.

Trabajadores de TEPCO entraron hoy también en el edificio del reactor 1 de la central nuclear de Fukushima (noreste de Japón) para tratar de restaurar su sistema de refrigeración.

Los operarios entraron sobre las 4.20 hora local de este lunes (19.20 GMT del domingo) y permanecieron en su interior alrededor de media hora para medir el nivel de radiación bajo la supervisión de la Agencia de Seguridad Nuclear nipona.

Las puertas se abrieron ayer a las 20.00 hora local (11.00 GMT) pero no se constató un incremento en el nivel de radiaciones en nueve puntos de observación de la planta, según la agencia local Kyodo.

Japón no ha podido aún controlar la situación en la planta de Fukushima, tras el terremoto de 9 grados y el tsunami del pasado 11 de marzo, que causó 25.000 víctimas entre muertos y desaparecidos.

Tokio, 9 may (EFE).- La operadora de la planta nuclear de Hamaoka (centro de Japón) aceptó hoy la petición del Gobierno japonés de suspender las operaciones de todos los reactores de la central por el riesgo sísmico en la zona donde está ubicada.

La empresa operadora, Chubu Electric Power, había aplazado este fin de semana su decisión sobre la reclamación formal realizada el viernes por el primer ministro japonés, Naoto Kan, sin precedentes desde el terremoto de 9 grados Richter del 11 de marzo.

En rueda de prensa, el presidente de Chubu Electric, Akihisa Mizuno, dijo hoy que la paralización de la central, que se pondrá en práctica dentro de unos días, se debe a la necesidad de priorizar el bienestar de la población local y de recuperar la confianza de la sociedad en la energía nuclear tras la crisis de Fukushima.

A diferencia de la planta nuclear de Fukushima (noreste de Japón), Hamaoka no resultó dañada por el terremoto ni el devastador tsunami del 11 de marzo, pero se encuentra ubicada en un área con alto riesgo de sufrir un seísmo de 8 grados en los próximos 30 años.

La decisión de suspender las operaciones de todos los reactores de la central de Hamaoka, considerada una de las más peligrosas de Japón, se tomó hoy en una junta extraordinaria de Chubu Electric.

Actualmente sólo los reactores 4 y 5 están operativos aunque Chubu Electric esperaba poner en funcionamiento a partir del mes de julio el número 3, en revisión desde antes del terremoto.

Mizuno, que calificó de "dura" la decisión tomada hoy, insistió en que es "temporal", pues el Gobierno le ha exigido más medidas de seguridad contra posibles tsunamis, y señaló que se tratará de evitar los problemas derivados de un menor suministro de energía.

La planta de Hamaoka se encuentra a unos 200 kilómetros al suroeste de Tokio, al borde del mar en la provincia de Shizuoka, donde el Ministerio japonés de Ciencia estima que hay un 87 por ciento de posibilidades de que suceda un "gran" terremoto en los próximos 30 años por la confluencia de tres placas tectónicas.

Japón no ha podido aún controlar la situación en la planta nuclear de Fukushima, cuyos reactores se quedaron sin sistema de refrigeración por el terremoto de 9 grados y tsunami del pasado 11 de marzo, que causó 25.000 víctimas entre muertos y desaparecidos.

Tokio, 9 may (EFE).- Trabajadores de TEPCO entraron hoy en el edificio del reactor 1 de la central nuclear de Fukushima (noreste de Japón) para tratar de restaurar su sistema de refrigeración, informó la cadena de televisión NHK.

Los operarios entraron en el edificio sobre las 4.20 hora local de este lunes (19.20 GMT del domingo) y permanecieron en su interior alrededor de media hora para medir el nivel de radiación bajo la supervisión de la Agencia de Seguridad Nuclear nipona.

Unas horas antes, Tokyo Electric Power (TEPCO) había abierto las puertas del reactor 1, un proceso que, según la empresa operadora, no incrementó los niveles de radiación en el edificio.

Las puertas se abrieron ayer a las 20.00 hora local (11.00 GMT) pero no se constató un incremento en el nivel de radiaciones en nueve puntos de observación de la planta, según la agencia local Kyodo.

Los trabajadores deben instalar un nuevo sistema de refrigeración en el reactor 1, el más dañado por el tsunami del 11 de marzo que causó en Fukushima el peor accidente nuclear desde el de Chernóbil en 1986.

El jueves pasado fue instalado en esa unidad un sistema para purificar el aire que consiguió rebajar la densidad de las sustancias radiactivas con el fin de que los técnicos pudiesen trabajar dentro del edificio del reactor equipados con máscaras.

Si se confirma que el nivel de radiación es aceptable, los técnicos deben comenzar a construir un nuevo sistema de refrigeración para el reactor.

Su misión es revisar dentro del edificio las conducciones de agua e instalar un dispositivo que registra el nivel del agua en la vasija con combustible nuclear del reactor y en la estructura de contención primaria.

La eléctrica TEPCO quiere restablecer los sistemas de refrigeración de la central este verano y llevar a sus reactores a un estado de "parada fría" en un plazo de tres a seis meses.

Las autoridades de Japón no ha podido aún controlar la situación en la planta de Fukushima, cuyos reactores se quedaron sin sistema de refrigeración por el terremoto de 9 grados y tsunami del pasado 11 de marzo, que causó 25.000 víctimas entre muertos y desaparecidos.

Ese accidente nuclear fue tipificado de grado 7, el máximo en una escala internacional que hasta entonces solo había alcanzado la explosión de Chernóbil (Ucrania) en 1986 si bien los expertos nipones afirman que no fue tan grave.

Los niveles de radiación marcan 1,73 microsieverts por hora en un colegio de primaria en Kawamata en la prefectura de Fukushima (Japón). EFE/Archivo

0 コメント: